Sindicato denuncia presiones de su empresa para evitar fiscalizaciones

Una denuncia por presiones indebidas ejercidas por Minera Escondida en contra de funcionarios de la Inspección Provincial del Trabajo (IPT)  Antofagasta, hizo el directorio del Sindicato Nº 1 de Trabajadores de esa compañía minera.

Como medio de prueba, la organización hizo pública una carta enviada por un fiscalizador de la IPT a la autoridad laboral, donde acusa a la compañía de “presiones indebidas, avaladas y admitidas por funcionarios de la Dirección Regional del Trabajo de Antofagasta”.

El vocero de la organización sindical, Roberto Arriagada, calificó el hecho como de suma gravedad. “Se trata de una denuncia que hace un funcionario de la IPT en contra de sus propios jefes, donde detalla los pormenores de cómo los procesos de fiscalización y sanción que él lleva adelante en contra de la compañía son ocultados e ignorados por la autoridad regional”, aseguró Arriagada.

En efecto, en parte de la misiva dirigida a la directora del Trabajo, María Cecilia Sánchez, el funcionario sostiene: “Todo lo vivido por este fiscalizador afecta la imagen no sólo mía, sino de toda la institución y en especial la del equipo de fiscalización de la IPT Antofagasta, por la capacidad que tendría una empresa de paralizar todo nuestro trabajo a través de presiones indebidas, avaladas y admitidas por funcionarios de la DRT Antofagasta”.

Arriagada aseguró que ésta es una realidad que se arrastra desde hace más de 20 años. “Minera Escondida viene incumpliendo la normativa laboral de nuestro país desde que inició sus operaciones y no ha habido gobierno que se haya puesto los pantalones para proteger a los trabajadores. Son innumerables las fiscalizaciones solicitadas y las multas cursadas, pero la situación con temas relevantes como el registro de asistencia y las vacaciones de los trabajadores –entre muchos otros-, siguen sin solución y con la empresa operando fuera del marco legal”, aseguró.

Como muestra, la organización mostró un revelador audio entre la ex seremi de Salud (hoy alcaldesa de Antofagasta) Karen Rojo y el ex subsecretario de Salud, Jorge Díaz, donde este último desestima con pobres argumentos las peticiones de fiscalización al Hospital Regional de Antofagasta, hechas por gremios de la salud a la entonces seremi.

“Estos hechos demuestran como las distintas reparticiones del propio Estado tapan el accionar de los organismos fiscalizadores, amparan irregularidades y el incumplimiento a la legislación”, dijo Arriagada. El vocero de la organización advirtió que pedirán al director nacional del Trabajo, Christián Melis, que reabra la investigación sumaria derivada de las graves denuncias hechas por el funcionario de la IPT.

Ver Carta Denuncia presiones funcionarios DRT