Necesitan $35 millones para restaurar el mural de la Casa Gibbs

Es un punto obligado para todo quien visita Antofagasta y no sacarse una foto con él es casi imperdonable. Hablamos del mural de la Casa Gibbs el cual fue inaugurado en agosto del 2008 pero el paso el tiempo ha hecho lo suyo, generando un deterioro en esta obra del artista Luis Núñez y que requiere urgente restauración.

Según consigna El Mercurio de Antofagasta, es por esto que Corporación Proa Antofagasta, institución que gestionó el mural está solicitando ayuda económica de las empresas para iniciar el proceso de refacción de la obra.

En total se requieren $35 millones, los que sumados a los $20 millones ya aportados por el 2% de cultura del FNDR, permitirán preservar la obra en buen estado.

Hito artístico

«Una estación de Ferrocarril con próceres en la historia de Antofagasta», fue realizado por el pintor, luego que Carlos Tarragó -presidente de Proa- lo contactara para esa tarea. La labor demandó tres años de esfuerzos para reunir los fondos y ocho meses de trabajo alrededor del bello inmueble construido en 1915.

«Hoy requerimos de la ayuda de las empresas de la zona para restaurar el mural, que nos cuesta $55 millones. Ya tenemos $20 millones de aportes del gobierno y falta el resto. Contamos con la aprobación de la Ley Valdés, pero requerimos del dinero este mismo año para no perder los fondos públicos», explicó Pamela Ramírez, directora ejecutiva de Proa.

Luis Núñez, quien también hará la refacción, explicó que esta tarea demandará tres a cuatro meses e incluirá la totalidad del mural.

«Ha pasado el tiempo y esto afecta la pintura por los rayos UV, el esmog, la humedad… Eso ha pasado la cuenta, lo mismo que a la estatua «El aguador» (hecha por Caterina Osorio y Mario Calderón) que también requiere de mejoras (…) el mural se transformó en un ícono de la ciudad, en un lugar turístico, la gente lo visita, se fotografía allí. La pintura contribuye con la idea de hacer de Antofagasta una ciudad amigable», dijo Núñez.

Foto: Corporación Proa