Vecinos de Sierra Gorda intentan revertir proyecto de autopista que los dejaría aislados

«Junto a otros vecinos de Sierra Gorda recurrimos al Servicio de Evaluación Ambiental (SEA) para solicitar que se invalide y deje sin efecto la resolución que se pronunció sobre la consulta de pertinencia ingresada por la Concesionaria», indicaba el alcalde de Sierra Gorda, José Guerrero, respecto a esta nueva acción que busca evitar que su comuna quede aislada en este nuevo tramo de la autopista concesionada que contempla el tramo Alto del Carmen-Calama.

El fundamento del requerimiento dice relación con que la empresa a cargo de las obras habría ingresado el proyecto como un «mejoramiento» de la carretera; hecho que es cuestionado en Sierra Gorda pues aseguran que a todas luces esto es una obra nueva y requiere cumplir ciertas etapas que no se estarían cumpliendo, aseguran los reclamantes.

De acuerdo al documento presentado al SEA, el proyecto impacta directamente en la vida de los vecinos de Sierra Gorda, en su sistema de vida, en las posibilidades de trabajo de las familias y en la actividad económica de la comuna, de ahí que plantean que esos impactos deben evaluarse como corresponde.

«Es nuestra obligación velar por el futuro de Sierra Gorda, y por ello vamos a agotar todas las acciones que la ley permite para ponerle freno a este abuso, esto es una autopista y tiene que ser tratado como tal, no vamos a permitir que la empresa abuse de los vecinos de nuestra comuna», indicó el alcalde José Guerrero.

«Nosotros no aceptamos que la empresa haya usado un atajo, utilizando la información de manera parcial y sesgada, impidiendo que el servicio de evaluación ambiental tome una decisión que proteja a los habitantes de Sierra Gorda y su patrimonio», agregó Guerrero.

Por su parte, Jaime Araya, abogado patrocinante de la causa señaló que «los vecinos de Sierra Gorda, están ejerciendo los derechos del articulo 53 de la Ley de Procedimientos Administrativos, para impedir que la empresa pase por alto sus legítimos derechos y como un llamado de atención a la autoridad pública llamada a velar por el cumplimiento del contrato de concesión. Nos parece que los nuevos antecedentes que presentamos, evidencian que el SEA emitió su pronunciamiento sin que la empresa les suministrara todos los antecedentes necesarios para una adecuada ponderación, por lo que esperamos que se invalide la resolución impugnada»