Antofagastinos participaron en clínica de tenis paralímpico

AMSA

Vivir la experiencia de jugar tenis en silla de ruedas, comprendiendo su dificultad y asimilando la magnitud de los logros obtenidos por los exponentes locales, fue la enriquecedora lección que rescataron los participantes de la Clínica Deportiva dictada por el Club de Tenis Ckapatur de Antofagasta.

La actividad se desarrolló en el contexto de la cuarta versión de los Juegos Paralímpicos 2018, que durante cuatro jornadas contó con más de 1.300 deportistas mostrando sus credenciales en el Estadio Regional Calvo y Bascuñán, donde el tenis fue uno de los protagonistas.

La agrupación antofagastina Ckapatur actualmente cuenta entre sus filas con los mejores tenistas paralímpicos en Chile, ranqueados también a nivel internacional, en categorías hombres y mujeres. Su presidente, Emilio Romañoles, la actual quinta raqueta nacional y 140 del mundo, explicó que el objetivo de la clínica era resaltar la importancia de practicar deportes para cualquier persona.

“Quisimos mostrar esta disciplina para probarles a los niños que hoy están en rehabilitación que sí se puede, que se trata de esfuerzo y superación, y que podemos hacer las mismas cosas que todos, a tal punto de que hoy tenemos a los mejores de Chile y somos jugadores profesionales. Nos sorprendió la cantidad de gente que se acercó y quiso probar cómo es jugar tenis sentado en una silla de ruedas; no les fue fácil y quedaron muy sorprendidos con la demostración de Bryan Tapia, el número dos de Chile”, expresó Romañoles.

Tal como señala el tenista y dirigente, el público participó activamente en la clínica, midiéndose contra Bryan Tapia, quien les enseñó una serie de golpes y movimientos. Una de las asistentes fue Ginever Cepeda, quien, tras sentarse en la silla de ruedas, reconoció que es difícil jugar y moverse. “Fue una experiencia nueva que tiene mucho valor para mí y para todo el mundo, porque promueve que tengamos una actitud más inclusiva”, afirmó.

Ckapatur

Sofía Fuentes es la raqueta número dos de Chile y 77 a nivel mundial en el tenis paralímpico. También fue parte de la charla y posterior clínica deportiva, donde enseñó a los niños y adultos a moverse por la cancha y golpear la pelota. La tenista contó que el Club participó por primera vez en estos Juegos y agradeció el interés de los espectadores.

“Estamos muy conformes y con ganas de seguir trabajando para difundir este hermoso juego. En Antofagasta tenemos grandes representantes, que al competir dan todo por su ciudad y su país, y queremos que se sigan sumando integrantes, porque el Club Ckapatur es abierto para todos”, manifestó.

En efecto, Ckapatur lleva funcionando más de 10 años, con el apoyo de Teletón, de Autoclub Antofagasta  donde practican todas las semanas- y de Antofagasta Minerals, a través de Minera Zaldívar. Durante todo este tiempo, su fundador y director, Jorge Morales, ha enseñado las técnicas del deporte blanco a muchos niños, con la finalidad de ayudarlos en su rehabilitación, impulsando también sus anhelos de llegar a ser profesionales.

Su labor es apoyada por el coordinador de desarrollo del Comité Paralímpico de Chile, Alexis Inostroza. “El tenis en silla de ruedas es una disciplina priorizada en el Comité; tenemos muy buenos exponentes y es importante que este club siga teniendo el apoyo para continuar ayudando en la rehabilitación de los chicos, como también a aquellos que nos dan alegrías a nivel nacional e internacional”, sostuvo.

Respecto al apoyo que menciona Inostroza, el gerente de Asuntos Públicos Norte de Antofagasta Minerals, Aníbal Chamorro, expresó que “tenemos un vínculo muy cercano con Ckapatur, porque como Grupo uno de nuestros valores es el respeto a las personas y desde ahí promovemos la diversidad e inclusión. Estos chicos tienen un talento innato y el club potencia no sólo la rehabilitación de los niños, sino también su autoestima y fuerza mental para seguir superándose y alcanzando sus desafíos como personas”.