Seremi Salud llama a retomar las medidas preventivas contra la Fragata Portuguesa

Un categórico llamado a retomar las medidas preventivas contra la fragata portuguesa, conocida también como medusa azul, formularon autoridades de la recién conformada Mesa de Trabajo de Protección frente a Riesgos Biológicos Marinos, instancia que busca abordar las temáticas de interés sanitario asociadas al mar y que componen organismos públicos y privados, encabezados por la Seremi de Salud. Todo ello, en el marco de los recientes hallazgos de la especie, encontrados en la Región de Atacama.

Rossana Díaz Corro, Secretaria Regional Ministerial de Salud, explicó que la Mesa – integrada por la Gobernación Marítima, Sernapesca, Onemi, Carabineros, El Municipio de Antofagasta y Universidades – tiene como objetivo central, generar acciones conjuntas y coordinadas que permitan proteger a la población frente a eventuales peligros como la propia fragata y la marea roja, entre otros.

La personera destacó que resulta de gran importancia que la ciudadanía evite el contacto directo o con las manos de la fragata, dando aviso inmediato a la Autoridad Marítima (fono 137) o en su defecto a la Autoridad Sanitaria, respecto de hallazgos del zoo. En ese marco, es importante asimismo, dijo, evitar los paseos por las playas afectadas y de hacerlo, utilizar zapatos y ropa que permita soslayar la especie.

En el caso de trabajadores del mar, se recomienda dijo, el uso de trajes de goma, guantes u otro tipo de protección similar.  Si se produjese un contacto involuntario o accidental que produzca síntomas, Rossana Díaz enfatizó la necesidad de concurrir al centro de salud más cercano.

Otras recomendaciones

Añadió que si la persona afectada está lejos de un centro asistencial, puede, en el intertanto que llega a un recinto médico, lavar el área afectada con bicarbonato diluido en agua o con agua con sal (1 cucharada en 1 vaso de agua), en ningún caso debe utilizarse agua potable o de mar. Paralelamente, recomendó retirar los restos de la medusa adherida a la piel con las manos protegidas, usando algún objeto romo como una tarjeta bancaria o de casa comercial o carné. Recordó que el contacto con la fragata puede producir dificultad para respirar, sensación de ahogo e inclusive un paro cardio- respiratorio.