Ley Nacional de Cáncer llega a Sala con dudas respecto a su financiamiento

La iniciativa más conocida como ley doctor Claudio Mora, que recuerda a uno de los fallecidos por este mal, pasará a Sala este miércoles 29.

Foto: América Economía

la Comisión de Hacienda revisó las indicaciones de la propuesta, particularmente en los temas relativos a su competencia, es decir, el detalle del informe financiero. Con anterioridad, la Comisión de Salud hizo lo propio quedando el texto original complementado con diversas disposiciones.

Financiamiento

En Hacienda, los legisladores escucharon a los responsables del programa de Cáncer del Ministerio de Salud (Minsal) con el fin de despejar dudas respecto al financiamiento.

Respecto a esto último, se aclaró que el Plan Nacional de Cáncer implica renovar el equipamiento del sector público, de manera de reponer los artefactos en mal estado. Esto implica desembolsar anualmente 20 mil millones de pesos, los que serían provisionados en el erario de cada año. La idea es que al 2025 todos los equipos sean nuevos en el país.

Una segunda fuente de gasto corresponde a la inversión para dar forma a la red centros regionales oncológicos. Se edificarán unidades especiales para estos efectos en los hospitales existentes; y en el caso de los centros de salud en edificación, se considerará el centro oncológico. Se trata de 560 millones de dólares que el Ministerio de Hacienda los ha reservado elaborando una carta Gantt.

En tanto, la creación de un registro nacional de Cáncer es otra arista que implica recursos. Esta herramienta será la primera en Latinoamérica, estableciendo que esta enfermedad es de notificación obligatoria. Así las unidades de Anatomía Patológica serán las encargadas de reportar el mal cuando se realicen biopsias, y en el caso de no hacerse, los Comités Oncológicos de los hospitales tendrán esta tarea. Este registro implica un costo de 230 mil 580 miles de pesos (176 mil 580 pesos para diseño y desarrollo de la plataforma; y 54 mil millones por mantención anual).

Un cuarto punto que debe ser financiado son los medicamentos que no están contemplados en el Plan Auge-GES o la ley Ricarte Soto. Se trata de medicamentos de alto costo, por ejemplo un paciente promedio necesita financiar unos 2 millones mensuales. El año pasado el Minsal a través del Fondo Nacional de Salud (Fonasa) generó un fondo especial de 60 mil millones de pesos, el que deberá proveerse mientras existan personas con cánceres no cubiertos.

Dudas

En la Comisión se sometieron a votación una serie de artículos, los que fueron aprobados. También se rechazó una indicación que fue declarada inadmisible, la que buscaba entregar un permiso pagado a los cuidadores de pacientes oncológicos mayores de 18 años. Dichos recursos deben ser patrocinados por el Ejecutivo porque los congresistas no tienen potestad en tema de gastos públicos.

Durante el debate se analizaron los montos descritos por el Minsal. Al respecto, se aprobó de manera dividida la reposición de equipos que se traduce en 20 mil millones de pesos anuales. El senador Jorge Pizarro hizo ver sus dudas respecto de estos fondos, asegurando que “me parecen insuficientes y creo que es engañoso el informe financiero”.

En la sesión también se hizo presente la senadora Carolina Goic, integrante de la Comisión de Salud e impulsora de la iniciativa. Ella también reconoció que los dineros son escasos, pero apuntó a la necesidad de “partir con algo porque se requieren muchos más fondos para hacer de esto una política permanente”.