Ingreso a clases nuevamente ahondó diferencias entre alcaldesa e Intendente

"Lamentablemente el plan de contingencia que tenía preparado el Gobierno Regional fracasó", fueron las declaraciones de la alcaldesa Karen Rojo tras el inicio de clases de este lunes donde ingresaron más de 10 mil alumnos a los establecimientos municipalizados de la comuna.

El balance del inicio a clases este lunes fue positivo, de acuerdo a las autoridades, pues solo hubo incidentes en cuatro de los 35 establecimientos en la comuna de Antofagasta a los que se estima acudieron más de diez mil estudiantes desde el nivel primer año básico hasta cuarto año medio.

De acuerdo a información proporcionada por la Corporación Municipal de Desarrollo Social,  los desmanes registrados fueron provocados por un grupo de estudiantes encapuchados, que efectuaron un recorrido por los liceos “Técnico” A-14, “Marta Narea Díaz” A-17, Instituto Superior de Comercio “Jerardo Muñoz Campos” A-12 y “Mario Bahamonde” A-15, con el propósito de instar a otros alumnos a sumarse a la interrupción de clases.

Pese a todo, los hechos de violencia que se vivieron durante este lunes tocaron nuevamente un tema que ha dividido a la alcaldesa Karen Rojo y al Intendente Edgar Blanco, y eso es el control del orden público.

Seguridad: El punto de conflicto

Durante la última reunión vivida el viernes recién pasado entre distintos organismos locales para evaluar las medidas de seguridad a aplicar durante este lunes había un acuerdo de todas las partes, y ese era transmitir a la comunidad una señal de unidad para enfrentar aquello. Sin embargo, la ausencia del Intendente en dicha cita por encontrarse en la capital, tensionó el ambiente entre la alcaldesa y la máxima autoridad regional. Y este inicio a clases, con los hechos de violencia que se vivieron en los establecimientos ya mencionados, solo ahondaron aquello.

Y así quedó de evidencia con las declaraciones de Rojo quien aseguró que “lamentablemente el plan de contingencia que tenía preparado el Gobierno Regional fracasó en vista que cuatro liceos municipales tuvieron inconvenientes en el marco de este primer día del año escolar 2020 (…) es una situación bastante compleja por lo que esperamos que se refuercen las medidas de seguridad porque en los próximos días ingresará la totalidad del alumnado y estos hechos provocan la incertidumbre de las comunidades educativas”.

Esto incluso motivo que la alcaldesa indicara que solicitará una reunión con el Presidente Sebastián Piñera para resolver el tema pues indicó que ya agotó las instancias de conversación con autoridades regionales

Por su parte, y en un balance paralelo, el Intendente no entró en el conflicto y evaluó como positivo este inicio a clases. “No podemos ser partícipes de un grupo minoritario que está fomentando este tipo de actos; sabemos que hay gente que no es de la región y este tipo de acciones generan inconvenientes como no asistir a clases (…) Estamos en coordinación con la municipalidad y haremos el o los resguardos necesarios si existen bloqueos de calle o caminos como ocurrió en calle Uribe y despejes de vías como sucedió en la población Bonilla”, indicó Edgar Blanco.

El próximo desafío en materia de seguridad se vivirá el 3 y 6 de marzo cuando entren en la comuna de Antofagasta las restantes 15 unidades educativas a clases. Instancia donde previamente debieran realizarse nuevas reuniones entre ambas autoridades para coordinar el tema de seguridad que hasta ahora ha generado más divisiones que puntos de consenso.