UCN refuerza su compromiso con la salud de las personas analizando muestras de COVID-19

Durante el transcurso del presente año, tres laboratorios habilitados por la Universidad Católica del Norte (UCN), tanto en Antofagasta como en Coquimbo, han desarrollado un intenso trabajo para analizar las muestras de coronavirus (COVID-19). De esta manera, la Casa de Estudios del norte del país refuerza su compromiso con la salud de las personas, entregando un valioso servicio a las comunidades regionales, en el marco de la crisis sanitaria que afecta al mundo.

FCAB Mejillones

Los laboratorios de la UCN que han analizado miles de muestras son el Laboratorio de Diagnóstico Molecular, de la Facultad de Ciencias (Antofagasta); CáncerLab, de la Facultad de Medicina; y FIGEMA, de la Facultad de Ciencias del Mar (ambos de Coquimbo).

Además, destaca el trabajo con equipamiento robótico de alta tecnología que fue donado por Antofagasta Minerals al Laboratorio de Diagnóstico Molecular, que consiste en un extractor automático de RNA viral del tipo King Fisher Duo Prime y un equipo de amplificación Quantum Studio 5, los cuales disminuyen los tiempos de detección del coronavirus y optimizan el trabajo de esa unidad para tales efectos.

Es importante destacar que los tres laboratorios cuentan con las condiciones requeridas para la aplicación de la técnica de PCR. Para ello, se han habilitado espacios y se ha capacitado a sus profesionales, a fin de cumplir con las altas exigencias para este tipo de análisis. Por otra parte, y consciente de los riesgos sanitarios asociados, la UCN ha desplegado los protocolos necesarios para asegurar los niveles de bioseguridad requeridos para el manejo de las muestras de COVID-19.

Lo anterior significa que la puesta en marcha de los laboratorios requirió superar un riguroso proceso de evaluación por parte del Instituto de Salud Pública, el Servicio de Salud de Antofagasta y de Coquimbo, y las Seremis de Salud, respectivas.

La vicerrectora de Investigación y Desarrollo Tecnológico de la UCN, María Cecilia Hernández, comentó: “Para la Universidad Católica del Norte es muy importante la salud y el bienestar de la comunidad, por lo que hemos hecho un gran esfuerzo para contribuir desde el mundo académico a la ardua labor de las autoridades sanitarias, en el desafío impuesto por esta crisis sanitaria. En ese sentido, la universidad ha habilitado laboratorios con profesionales altamente capacitados, en las regiones donde está presente, con el propósito de entregar un valioso servicio a las comunidades regionales”.

Paralelamente, se han establecido protocolos validados por las autoridades sanitarias para resguardar el adecuado traslado de las muestras al interior de los campus universitarios, implementados en los tres laboratorios. Estos protocolos regulan las prácticas desarrolladas al interior de los laboratorios, y aseguran altos estándares de calidad que quedan al servicio de las regiones donde la UCN es parte integrante y también del país.