Sergio Vega complica su reelección en Mejillones tras renuncia a Renovación Nacional

El actual alcalde de Mejillones renunció Renovación Nacional pero no lo hizo dentro de los plazos que le permitan ir a la reelección como independiente. En RN aseguran que las relaciones venían distantes hace bastante tiempo pero que su renuncia fue sorpresiva y que "no le avisó a nadie".

Sergio Vega | Foto: Municipalidad de Mejillones

Las relaciones hace bastante tiempo venían distantes entre el actual alcalde de Mejillones Sergio Vega y el que ahora fuera su partido, Renovación Nacional (RN). Situación que se reflejaba en duras críticas que este realizaba contra el Intendente de Antofagasta Edgar Blanco, entre otros gestos que no eran bien vistos en el oficialismo. El desenlace fue la decisión del mandamás comunal de poner fin a su militancia con fecha 6 de noviembre del 2019.

«Fue una sorpresa pues no le avisó a nadie», indica una fuente ligada a Renovación Nacional. Y en efecto, dicha renuncia fue sin previo aviso y también con un alto grado de incredulidad en las filas de RN pues esta decisión desfavorecía al propio Vega debido a que -luego- se mantendría la regla política que rige para gran parte de las elecciones: «el que tiene, mantiene». Es decir, aquellos alcaldes en ejercicio no enfrentan primarias internas sino que automáticamente van a su reelección.

La Ley del Díscolo

Aquí existe un tema de fechas que resulta clave y que podría dinamitar la opción de reelección de Sergio Vega como alcalde de la comuna de Mejillones. Esto tiene que ver sobre cuándo renunció a su cargo (06.11.2019), hecho que es de suma importancia debido a la «Ley del Díscolo».

Esta norma plantea que cualquier militante de partido político debe renunciar al menos un año antes de cualquier elección popular a la cual quiera postularse como independiente y en caso que no respete ese plazo, aplica la «Ley del Díscolo»; es decir, -en términos futbolísticos- el dueño del pase sigue siendo el partido en cuestión.

En el caso de Vega, aplica otra situación adversa para sus eventuales aspiraciones políticas, y esto tiene relación con el hecho que la Ley del Díscolo aplica desde la fecha original de la elección (octubre del 2020) y no de la fecha a la cual se pospuso esta (11 de abril del 2021). En términos simples, si el actual alcalde hubiera querido repostular como independiente, debería haber renunciado un mes antes de la fecha en la cual lo hizo.

Dos escenarios

Hay una luz de esperanza para Sergio Vega y esta es que su ex partido lo lleve a la próxima municipal en su cupo pero como independiente. Escenario que de igual manera ya encontró un portazo en el Consejo Regional de RN, pero que de igual forma debiera resolverse a nivel nacional.

Este escenario se daría en tanto el partido no maneja otros candidatos para la comuna de Mejillones y menos considerando que al frente tendrán al exmandamás comunal, Marcelino Carvajal (PPD) quien ya anunció que competirá para retomar las riendas de la ciudad puerto.

El otro escenario es que Renovación Nacional desista llevar candidato en Mejillones haciendo cumplir con esto la «Ley del Díscolo» donde -con el pase en mano- no permita que Vega se presente a ninguna elección de abril, debiendo este esperar las venideras para poder presentarse en plenitud a alguna de ellas con libertad partidista. Eso sí, algo está claro, las opciones de una reelección ya no pasa por Vega, sino por el partido del cual hoy las relaciones están más distantes que nunca.