Amplio número de candidatos independientes favorecería a la derecha en la elección constituyente

Antofagasta registra 69 postulantes independientes que buscan patrocinio para uno de los cinco cupos que existen en la región para la Convención Constitucional y de los cuales uno de ellos está reservado para los pueblos originarios. Cientistas políticos analizan el escenario a nivel local.

Por Jonathan Mondaca. 


El Servicio Electoral en Antofagasta registra 69 postulantes independientes que buscan patrocinio para convertirse en candidatos a la Convención Constitucional,
escenario que favorecería a la centro derecha en la obtención de cupos en el proceso constituyente, ya que la coalición oficialista tiene prácticamente cerrada la opción de presentarse con una lista única.

El próximo lunes a medianoche expira el plazo para inscribir las candidaturas que competirán en las elecciones de abril para alcaldes, concejales, gobernadores regionales y convencionales constituyentes. Sin embargo, la salida de ministros del gabinete presidencial y el anuncio de nombres fuertes en la oposición, ya adelantan que la Convención Constitucional es un objetivo electoral prioritario.

Mientras que el oficialismo promueve la lista única, con la opción de incluso llegar a un acuerdo con el Partido Republicano, en la centro izquierda las divisiones están mucho más marcadas, algo que podría perjudicar a todo el sector en las próximas votaciones. La región dispone de cinco cupos constituyentes, pero uno de ellos está reservado para los pueblos originarios, por lo que ya se realizan proyecciones de los posibles resultados.

La doctora en Relaciones Internacionales, Francis Espinoza, apuntó a que la centro derecha siempre ha tenido la potencialidad de ir alineada en las grandes decisiones y sobre todo, en candidaturas únicas en instancias significativas, como las presidenciales.

La académica indicó que el proceso constituyente es interesante porque el interés por los cambios no nació de la élite política, sino desde la sociedad más allá de las instituciones, con una visión progresista cercana a la social democracia. Y argumentó que al levantar tantas candidaturas en la centro izquierda, se genera confusión y el escaso tiempo para conocerlas todas, generará dispersión de votos y una alta tasa de abstención.

“Claro que la dispersión de votos favorece a la derecha cohesionada y con calculadora en mano, eso lo sabe muy bien la oposición y por eso se fuerzan a estar en una coalición de ‘corsé’ para aumentar las posibilidades de triunfo. El problema es que sin un proyecto país y liderazgos significativos, la derecha igual volverá a ganar”, manifestó Espinoza.

Y también apuntó al estrecho calendario electoral y la pandemia, que serán factores que impactarían los niveles de voluntad del voto, aumentando la variable de la abstención y una baja participación, lo que asegura la “tiranía de las minorías”.

Más importante que la presidencial

El cientista político Matías Díaz recordó que la encuesta Cadem, realizada en noviembre del año pasado, reveló que para los chilenos en este 2021, la elección de constituyentes es lo más importante, incluso más que la presidencial, (con 76% de las preferencias para la constituyente, un 67% para la elección de presidentes y un 20% en la votación para elegir alcaldes).

“Se espera una gran participación, muy parecida a la segunda vuelta del 2017 o tal vez superando esa votación (…) ChileVamos mantiene cierta ventaja al ir en una sola lista, lo cual da la capacidad de mostrar un proyecto único a la gente a diferencia de la centro izquierda, que en los últimos años ha sido incapaz de ofrecer unidad en su proyecto colectivo al país”, expuso Díaz.

El doctor en Ciencias Políticas, Cristian Zamorano, explicó que la forma de votación actual asegura que las dos coaliciones, las que representan a la centro izquierda y la derecha, deberían llegar a obtener respectivamente en torno al tercio de votos, ya que el método de elección sirve a un sistema que se basa en los partidos políticos.

“La irrupción de independientes tiene más opciones de sacarle un cupo a la izquierda que a la derecha y el cupo reservado (pueblos originarios) también va a alterar a la oposición. La que sufre menos es la derecha, y creo que tiene asegurado un tercio, por ello salen figuras del oficialismo a presentarse como candidatos a constituyentes. El proceso despierta tanto interés como la presidencial”, dijo.

Zamorano señaló que la izquierda tradicional se arrojó una parte de la victoria del Apruebo, pero que en realidad tienen dudas de si efectivamente eso les pertenece.  En cambio la derecha actúa de manera más defensiva y organizada, buscando defender derechos que les parecen primordiales y la instancia servirá para ver qué tanta evolución muestran en temas como acceso a la salud, la educación y los impuestos.